Skip to content

12 octubre, 2012

PS compromete asistencia a acto de asunción del mando de Hugo Chávez en Venezuela

61459_Osvaldo-Andrade-INTER_2

La tarde del viernes, el presidente del PS, Osvaldo Andrade, se comunicó telefónicamente desde el Aeropuerto de Barajas, en Madrid, con el encargado internacional del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), en Caracas.

Justo en vísperas de las elecciones presidenciales de ese país, Andrade entregó sus excusas formales a la colectividad chavista por no poder corresponder a la invitación que dicho partido le había extendido para asistir a los comicios. La razón era simple: no había logrado conseguir, ni en España ni en Francia -hasta donde viajó la semana pasada para participar de un encuentro de parlamentarios de los países de la OCDE- un boleto de avión para desviar su regreso y volar hacia la capital venezolana a tiempo para la elección.

Pese a ello, el timonel socialista selló un compromiso con el dirigente venezolano. Según hizo ver, el PS chileno estaría presente en la ceremonia de asunción del mando, en el evento de que Hugo Chávez volviera a imponerse en las urnas.

“Comprometí la disposición para visitar Venezuela cuando el Presidente Chávez asuma ese nuevo mandato. Lo dejamos establecido, así que esperamos materializarlo”, señaló ayer Andrade a La Tercera, al referirse al triunfo que finalmente logró el mandatario venezolano frente al candidato de la oposición, Henrique Capriles, en las elecciones de este domingo.

Dicho compromiso y las frustradas gestiones para hacerse presente en el proceso eleccionario dan cuenta del interés de la dirigencia socialista chilena por recomponer los lazos con el oficialismo venezolano.

Se trata de un giro en la política internacional que hasta ahora venía impulsando el PS. En la colectividad reconocen que durante los gobiernos de la Concertación, y en particular, en la gestión de Michelle Bachelet, las relaciones entre Caracas y Santiago se resintieron, sobre todo luego de públicas diferencias entre ambos mandatarios.

En ese contexto, los nexos del chavismo con Chile quedaron acotados al PC y a algunos parlamentarios que después terminarían renunciando al PS, como el senador Alejandro Navarro.

“El PS ha descuidado sus relaciones internacionales en los últimos años. Hemos tratado de recobrar una vieja línea de trabajo del socialismo chileno, pero más que un alejamiento hubo una suerte de desconsideración de una tarea e intentaremos recuperar ese esfuerzo”, dijo el jefe del PS.

Consciente de que se trata de un tema que divide las opiniones al interior de la Concertación, el timonel socialista advierte que es una “premisa básica” de su partido respetar las experiencias de izquierda de los distintos países del mundo.

Sin ir más lejos, en la DC, socios estratégicos del PS, se han situado en la vereda del frente, alzando una voz completamente crítica al mandato de Hugo Chávez.

De hecho, la falange ha profundizado sus vínculos con la oposición venezolana, y en particular con el candidato perdedor, Henrique Capriles. “Vamos a reforzar nuestra relación con una oposición más unida, con liderazgo claro y una legitimación de las reglas del juego, lo que tiende a revertir la tendencia autoritaria del régimen de Chávez”, señaló el timonel DC, Ignacio Walker.

 

Leer más de Sin categoría

Leave a comment